Bibliòfils

Editorial Barrett | “Nuestro sueño es poder hacer un día una oferta para poder comprar a Planeta”

Hay proyectos que valen la pena solo por el hecho de descubrirlos. Está editorial recién salida del horno ha sido de los mayores descubrimientos de estos meses. Esta es una modesta invitación a conocerles, a saber esa historia que se esconde detrás de todo proyecto editorial. Esa historia que consigue unir las historias y hacer un discurso genuino y mágico.

El nombre con el que se bautiza un proyecto es importante, sin duda. ¿Por qué Barrett? ¿Define ese rayo la esencia de la editorial?

 Zacarías: El nombre es un homenaje a Syd Barrett, primer líder y cantante de Pink Floyd (solo participó en el primer disco), que tuvo que dejar el grupo por los problemas mentales originados por el consumo de LSD, o más bien lo dejaron. Cuentan que en los conciertos se quedaba quieto y no cantaba ni tocaba y el resto del grupo, camino a uno de los conciertos, decidió no recogerlo. Era un genio loco, cuando escuchas sus canciones te das cuenta de ello. Luego los mismos Pink Floyd le dedicaron el disco Wish you were here. Cuando lo estaban grabando apareció un tipo gordo y calvo de comportamiento extraño en las sesiones y el grupo tardo en reconocerlo: era Syd Barrett muy cambiado siete años después. Al parecer fue una experiencia descorazonadora para los miembros de Pink Floyd pues no conocían de la suerte de su antiguo líder.

Nuestro logo es una bici por la canción Bike una de las más emblemáticas compuestas por Syd Barrett y porque el propio Barrett iba siempre en bici. El rayo es por la velocidad en la que creemos que Syd Barrett pasó e iluminó el mundo de la música y creo que también puede definir ese punto de locura que intentamos aplicar en nuestras publicaciones.

 Manuel: Los libros no deberían ser tan fugaces como lo fue Syd Barrett, defendemos el fondo editorial en las librerías y huimos del libro como novedad, defendemos también el long seller, ese libro que seguirá vendiéndose poquito a poco a lo largo de los años.

 

¿Cómo nace la editorial?

 Z: La editorial la creamos dos amigos que nos conocemos desde el colegio y que tenemos los mismos gustos. Siempre nos hemos recomendado discos, pelis y libros y, de alguna forma, queremos hacer lo mismo con nuestros lectores: ser ese amigo que sabes que te va a recomendar un buen libro.

Llevábamos un tiempo queriendo crear algo juntos y, después de mucho pensar, nos dijimos, «¿qué se nos da bien hacer?». Ya habíamos hecho nuestros pinitos porque yo escribía y mi compañero me ayudaba a maquetar el libro y hacer unas presentaciones muy locas donde lo pasábamos muy bien. Hicimos algunos cursos para conocer cómo funcionaba en profundidad este mundo de la edición y nos lanzamos.

 M: Como dice Zacarías, somos amigos desde hace muchos años, hay muchas cosas que nos unen. Zacarías siempre me ha recomendado música, y creo que nunca ha fallado. Con los libros pretendemos hacer lo mismo, aunque algunas veces fallemos, pero esperamos que sepáis darnos una segunda oportunidad (risas).

Z_FINAL

¿Cómo os habríais presentado al público hace un año? ¿Qué podía esperar un lector de vuestra línea editorial?

Z: Pues más o menos como ahora. Siempre lo hemos dicho, publicamos aquello que nos gusta y, dentro de la narrativa, no tenemos una línea demasiado clara. Luego con el tiempo te das cuenta de que quizás lo que más defina a nuestros libros es la cultura pop. También casi todos nuestros libros tienen toques de humor, música y cosmopolitismo (no sé si me acabo de inventar la palabra).

M: Nuestro primer libro fue una traducción de `El misterio del amor´ escrito por el compositor mallorquín Joan Miquel Oliver. Este libro es una reflexión surrealista y preciosa sobre el amor. Está escrito de forma automática sin utilizar mayúsculas, puntos, comas, ni cursivas. Cuando lo pusimos a la venta, contratamos a dos actores que se hicieron pasar por nosotros mismos y nos presentamos en sociedad y a la prensa ¿Qué se podía esperar de una editorial así?

 

¿Cómo valoráis qué se va a publicar y qué no?

Z: Intentamos leer todo lo que cae en nuestras manos, que es mucho y entre los dos decidimos. Tenemos unos gustos muy parecidos, no nos peleamos demasiado.

M: Tenemos entre 8 y 10 huecos libres cada año en nuestro catálogo, si lo piensas no es demasiado. Intentamos que esos huecos los completen libros que a nosotros mismos nos generen ilusión, que estemos deseando ver en las librerías, que nos apetezca contarles a nuestros amigos que en un mes saldrá ese libro y que trata de tal cosa. Si esto no ocurre es que el libro no va a ser bueno. Un libro debe ir lleno de entusiasmo antes de que lo lea cualquier persona.

quienesSOMOS

Y ahora, ¿qué le diríais a vuestros lectores después de un año de andadura e incluso a vosotros mismos? ¿Cuál es la valoración?

Z: Pues le diríamos que muchas gracias. Todavía no son muchos nuestros lectores, pero sí que empieza a ser un grupo bastante fiel y que confía en nosotros y nuestro criterio. Este es un mundo muy complicado, pero a la vez te da muchas satisfacciones. Hay que seguir trabajando duro para seguir creciendo poco a poco, sin pausa, pero sin prisa.

M: Este año estamos empezando a recibir muchos comentarios de agradecimiento y esto es muy bonito. A veces alguna crítica, pero de todo se aprende. Nuestros lectores nos cuidan mucho, nos avisan de pequeñas erratas, de posibles libros que sería interesante publicar, de eventos literarios… Parece que poco a poco se está creando una pequeña familia Barrett. No nos podemos quejar.

 

En un mundo editorial cada vez más distanciado entre los grandes grupos y las micro editoriales cuál es vuestro posicionamiento. ¿Vaso medio lleno o medio vacío? ¿Obstáculo u oportunidad?

Z: Bueno, está claro que nosotros ahora mismo somos una editorial pequeña, nuestro sueño es poder hacer un día una oferta para poder comprar a Planeta o Random House, pero eso todavía nos queda lejos….

No, ahora en serio. Creemos más en las editoriales que tienen una visión más artesanal de los libros y menos empresarial. Nosotros sacamos pocos libros y cuidamos cada uno de ellos como si nos fuera la vida en ellos (y prácticamente es así). Las grandes editoriales, nada más que por el volumen de libros que publican, viven de la novedad y el best seller y marcan unas reglas editoriales contra la que las pequeñas e independientes intentamos luchar. El Imperio y la Estrella de la muerte contra los Rebeldes. Editorial Wars.

M: El mundo editorial es una oportunidad con obstáculos. Hay lectores, librerías y distribuidoras que les han dado en cierta medida la espalda a estos grandes grupos, que confían en la editorial pequeña que cuida y selecciona con sangre y sudor cada título que saca al mercado. No pretendemos hacernos ricos, simplemente tener un sueldo normalito y disfrutar del trabajo qué hacemos.

05_CERDITORES

Sin duda una de las grandes polémicas actuales es el capitalismo literario que se está viviendo por parte de muchas editoriales. Publicar en función de los followers, por ser un personaje público y nada más. ¿Cómo lo veis? ¿Se estarán cargando el panorama literario?

Z: Bueno, si ese personaje público tiene algo que contar y escribe bien no lo veo mal del todo. Si es solo publicar en función de los seguidores sin fijarse en la calidad literaria evidentemente acabará cayendo por su propio peso.

 M: ¿Se han cargado las películas de Jackie Chan el panorama cinematográfico? A mi personalmente me encantan. Sería fácil decir que no vamos al McDonald´s para no cargarnos el panorama culinario, pero no lo hacemos porque nos encanta de vez en cuando comernos un Big Mac. ¿Preferimos que un niño no lea a que lea a un youtuber de moda? En Barrett nos gusta tener la mente abierta, incluso a cosas que a priori nos puedan resultar odiosas. Hasta hoy, la literatura para jóvenes la escribían los adultos, ahora esto está empezando a cambiar, y es algo que sin duda merece una reflexión profunda, tanto para buscar lo negativo del asunto como los aspectos positivos.

Lo más triste de este capitalismo literario es el efecto “niño prodigio” y como a   largo plazo ha podido afectarles a esta gente esta subida a la fama y la posterior caída al olvido. Pero esto es algo que a estas “editoriales” parece no preocuparles en absoluto.

 

Y hablando de panorama. Desde los ojos de unos editores, ¿cuál es la radiografía del panorama literario actual?

Z: Ahora mismo es un mundo demasiado regido por la novedad editorial, quizás se publican demasiados libros en España y eso hace muy difícil competir a las pequeñas editoriales. Todo esto unido a las pocas ayudas que hay a la industria cultural.

M: Esto va a cambiar en poco tiempo. Cada día aparecen editoriales nuevas, gestionadas por gente con muy buenas ideas e intenciones. Será un proceso lento, pero hay que ser optimistas y trabajar en equipo.

FOTO_LIBROS ESCALERA

La cara menos bonita del mundo editorial es quizás lo precario del propio sistema, los inicios durísimos y la poca ayuda a las empresas culturales. ¿Cuáles han sido los mayores obstáculos que superar, si es que se superan?

Z: Vas aprendiendo a base de golpes. Al principio es difícil hasta conseguir que tus libros estén en librerías, pero es entendible: ni libreros ni distribuidoras te conocen. Hemos aprendido a ajustar las tiradas, ahora vamos a tener una distribución muy buena a nivel nacional, ya estamos abriéndonos también al extranjero… Poco a poco la cosa va mejor, pero te das cuenta de que es un mundo complicado y se crece muy lentamente.

M: Es muy complicado, pero más duro es trabajar en una mina.

 

Parece que no hay mundo editorial más allá de Madrid y Barcelona pero, ¿realmente se nota en un mundo permanentemente conectado? ¿Qué retos supone?

Z: Creemos que se puede editar desde Madrid, Sevilla o Villanueva de la Serena. Ahora mismo imprimimos en Madrid o Navarra, presentamos libros donde sea necesario, distribuimos en toda España… Lo importante es tener un proyecto atractivo y ponerlo en marcha.

M: Hace tiempo escuchamos decir al director de la revista sevillana Jot Down que en los inicios tuvieron que contar que su revista era de Barcelona para que tuviera cierta repercusión a nivel nacional. A nosotros nos gusta explicar que somos de Sevilla, que, aunque parezca insólito, hacemos estos libros desde aquí, pero nadie te dice a ti que no estemos contestando a esta entrevista mientras tomamos un Espinaler en Vilassar de Mar.

18 LA IMPORTANCIA

Y, por último, nos vamos a poner soñadores. ¿Qué libros os hubiera encantado publicar?

Z: En nuestra cuenta de Instagram ponemos a menudo libros que nos han gustado y que ya no podemos publicar, evidentemente, porque ya han sido publicados. Pero, más o menos, hemos podido publicar casi todo lo que nos hemos propuesto.

M: Como dice mi compañero, hemos tenido mucha suerte hasta ahora y hemos publicado cosas que jamás hubiéramos pensado que seríamos capaces, como por ejemplo Roque Six de José López Rubio o Cosas que te pasan en Barcelona cuando tienes 30 años de la reciente ganadora del premio Anagrama, Llucia Ramis. Siempre hubiera estado bien tener en el catálogo a Stanislaw Lem, ahora  editado en Impedimenta o  a la escritora Sabina Urraca que publica maravillosamente bien la editorial Fulgencio Pimentel.

llucia ramis

 

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s